EL HABITÁCULO DEL SOÑADOR

Sociedad imperfecta

¿Que me ocurre? Extraños pensamiento inundan mi mente. Lectura de libros que afectan mi personalidad y cambian la manera con la que interpreto mi entorno. Ideas sin palabras contempla mis ojos más no puedo escribirlas. Sensaciones oscuras inundan mi cabeza confundiendo mis conocimientos y sentimientos y desencadenándome a un estado de confusión e inestabilidad psíquica. No es locura, sino ideas revolucionarias. Ideas que brotan como meristermos que surgen del tallo de una planta. Ideas que perturban los ideales con los que he crecido, con los que vivo. Se trata de ideales renacentista-clásicos que se encuentran en un oscuro rincón de nuestra sociedad iluminado por una bombilla que está a punto de fundirse y quedarse en oscuridad sin ningún reflejo de sus brillos y ser totalmente olvidados. En comparación de nuestra sociedad con la desarrollada sociedad ficticia futurística, planteada por el novelista británico Aldous Huxley, en su obra Un mundo feliz,se descubre la verdadera personalidad, la cara oculta de la personalidad. Esta verdad oculta se muestra como un reflejo de la mentira comunicada. A veces una mentira muy buena puede durar bastante tiempo, pero si de lo contraria es mala, se puede volver contra ti. Al hablar, además de articular una serie de fonemas que son las palabras expresadas, nuestro cuerpo de forma inconsciente las acompaña con una serie de movimientos y gestos faciales. Estos gestos y movimientos también son interpretados por el receptor. Si las palabras acompañan estos gestos y movimientos, o la persona que las articula es muy buena mintiendo o lo que está comunicando es verdad. Pero la parte del cuerpo que mejor interviene en la comunicación es sin ninguna duda la cara y las manos. Cuando te pones nervioso durante un discurso o haciendo un examen o cuando te has metido en un lió y te estas enfrentando a tus errores, de forma involuntaria la manos realizan un serie de movimientos que desvelan muchas cosas. nuestra sociedad sufre la pérdida de valores esenciales que nos definen como seres humanos. Nos dejamos llevar por nuestras ambiciones sin importarnos a quién no llevemos por delante. Despreciamos los idealistas del equipo contrario incluso antes de escuchar sus palabras. En cierto modo nuestra agonía de supervivencia social nos convierte en verdaderos lobos para nuestra especie inestable. La sociedad estable de Aldous Huxley en la que todo el mundo es feliz sea de la clase o estamento social que pertenezca o función que desempeñe en esa sociedad me parece un planteamiento totalmente extraordinario y revolucionario, sin embargo carente de valores afectivos, y por lo tanto valores humanos. Una sociedad idealizada en la que toda la vida de colectivismo de sus miembros eliminan sus libertades individuales ofreciéndose unos a otros como simple juguetes de deseo y placer. En este sentido si podríamos decir que tiene un cierto parecido a la sociedad actual. Nuestras drogas, alucinógenos, bebidas alcohólicas, serían nuestro soma en esa sociedad. Tras una vida de infierno, incontable noches de insomnio, y recuerdos trágicos que desencadena a unas irremediables perturbaciones mentales provoca que el individuo consuma su perdición para unas vacaciones soñadas que le alejen de la puta realidad en la que viven. Los miembros de una sociedad feliz que llevan una vida de incasable felicidad y incontable noche hipnopédicas que los preparan para convivir en esa sociedad sufren la desgracia y el atormento pero en sentido contrario siendo igualmente negativo y perjudicial y los lleva en sus decaídas a tomar su maravilloso soma para mostrarse sumisos a su compañeros. Una sociedad donde nadie es esclavo de nadie pero sin embargo es manipulado por todos, sin ninguna posibilidad de acuerdo a sus noches hipnopédicas de desarrollar ideas propias y valores personales. Miembros que actúan como si de máquinas computerizadas se trataran en que se rigen sus acciones según su programación. Una sociedad en la que aquel que exponga ideas que no tienen semejanza ha lo que viven es marginado y enviado a una isla donde no pueda desestabilizar o revolucionar a sus excompañeros. En la sociedad actual hay libertad de pensamiento pero sigue existiendo restricciones en cuanto a sus exposiciones. Solo te escuchan si eres famoso y tienes el bolsillo pesado, solo eres seleccionado entre una multitud si reúnes lo requisitos necesarios, sino prueba en otro equipo. Tanto en esa sociedad como la actual estamos solos, perdidos pero organizados. Enlaces afectivos como el amor, la confianza y el respeto se debilitan el día a día en la sociedad actual. Lo guay es hacer esto y lo anticuado es hacerlo de esa forma. Estoy contigo pero mañana estaré contándole mis confidencias a otra persona olvidándote, pero pasado mañana puede que te busque de nuevo. Solo nosotros mismos encontramos sentido a lo que hablamos, pensamos y escribimos, los demás interpretan. En la sociedad actual no te interpretan como eres en realidad ya que no puede escuchar unos pensamientos que florecen en tu interior, pero que no puedes comunicar ya que no existen las palabras adecuadas, solo puedes comunicar aproximaciones. Nuestras palabras son ingeniosas fórmulas cuyos resultados infinitos se comenten un margen de errores relativamente pequeños pero sin embargo considerables e intransigidles al igual que un GPS puede cometer un margen de error de tres metros respecto a su posición pero a la vez importante en cuanto a su localización exacta. Nadie puede ver dentro de nosotros ni saber qué y como pensamos. Nos valoran y describen a partir de nuestro aspecto, acciones y palabras, pero no pensamientos. Cuando habla de la personalidad de una persona estas realizando una aproximación pero no su personalidad “entera y verdadera” porque al igual que te puedes equivocar en un número cuando realizas una operación puedes describirla de manera errónea. De esta manera una persona puede mostrar una personalidad a la sociedad totalmente diferente a la que es en realidad, en su interior. Sin embargo, tarde o temprano

La sociedad actual es una sociedad totalmente imperfecta en la que sus integrantes mienten sobre su personalidad frente a sus compañeros o compatriotas.

1 Response to "Sociedad imperfecta"

¡Hola David! Soy Ana, tu profesora de lengua. Te agradezco que me hayas informado de la existencia de este blog, ha sido una sorpresa porque no conocía esta faceta tuya. Te felicito y te animo a que sigas con él: escribir ayuda a ordenar los pensamientos y a profundizar en ellos. Me ha gustado mucho leer tus escritos, gracias de nuevo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Han pasado por aqui

  • 25,657 aventureros/as
Blogalaxia hit counter
A %d blogueros les gusta esto: